El aumento al transporte

0
22

Pues sí, al final el gobierno estatal hizo oficial la tácita autorización al transporte concesionado de cobrar 10 pesos, la tarifa del pasaje que se cobraba desde febrero pasado y que a pesar del discurso oficial de negativa al aumento, se siguió cobrando.

¡Vaya despedida del gobernador Eruviel Ávila!

En el mundo de la especulación, supongo que el aumento fue fruto de un acuerdo con el próximo gobernador Alfredo del Mazo Maza, para que este no comience aplicando un aumento acordado con los transportistas —eso es visible— y el costo político de la medida lo pague el todavía jefe del Poder Ejecutivo del estado.

Eruviel Ávila Villegas culmina su administración en medio de los cuestionamientos velados de sus correligionarios —hay que recordar el discurso de Ernesto Nemer al asumir la dirigencia del PRI—. Y si los resultados de la elección del 4 de junio pueden ser vistos como un referéndum sobre su administración, con un amplio rechazo ciudadano, incluyendo el del municipio de Ecatepec, del que es originario y al que gobernó dos veces.

La decisión tomada apenas seis días antes de dejar el gobierno del estado deja constancia de la distancia entre la letra del discurso de cercanía a la sociedad y la incomprensión de la realidad económica de un estado donde la mitad de la población es pobre y, por lo tanto, pagar dos pesos más por viaje en autobús puede significar la diferencia.

Pero hubo ocho meses para asimilar el aumento. Tan, tan y todos tan contentos.

Print this pageShare on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someone

Comentarios

comentarios