Elecciones y futbol

0
91

Con eso de que los directivos del Instituto Nacional Electoral buscarán a sus homólogos de la Federación Mexicana de Fútbol para que no coincidan debates y elecciones con partidos de balompié ya no sabe uno si lamentar el hecho o soltar una carcajada.

Y el problema no es el fútbol como deporte sino el conocimiento de causa de que miles de ciudadanos mexicanos, hombres y mujeres, preferirían no ir a votar a perderse un partido de la Liga Mx.

La prueba irrefutable de que la política y las elecciones no están entre las prioridades de los electores y que, para que salgan a votar, se requiere evitar trabas o distractores  y más si es fútbol.

Obviamente que el INE y la Liga Mexicana de Fútbol llegarán a un acuerdo porque, imaginemos por unos segundos que fuera domingo de elecciones y la final de América-Chivas, ¿Cuántos de los 12 millones de aficionados de los primeros y más de ocho millones de los segundos, en lugar de esperar el partido se dirigirían a votar?

Comentarios

comentarios