Extrañamos nuestro estilo de vida, pero la salud es primero: Longoria

0
533

Con la motivación de ser la número uno del mundo ante una pandemia que se vive a nivel internacional y nunca imagino que se fuera a extender tanto, la raquetbolista mexicana Paola Longoria ha sabido esquivar la presión en diversos momentos de su carrera gracias a su mentalidad ganadora.

Por el momento se ejercita en casa y disfruta a su familia ante la época del coronavirus, Paola Longoria también habló que continúa trabajando a doble sesión en casa y recordó un momento complicado en su carrera, en el cual dejó de disfrutar el juego, cuando ligó una racha de 152 juegos sin perder. (Foto: especial).

«La verdad nunca pensé que se fuera extender tanto y el no poder salir de casa te programas para realizar tus actividades en el hogar, creo que sí extrañamos nuestro estilo de vida pero a final lo más importante siempre será la salud», explicó Longoria López vía telefónica.

En espera de que se termine la situación del COVID-19, la cual obligó a la cancelación de “La Batalla del Álamo”, penúltimo torneo de la temporada 2019-20 del Ladies Professional Racquetball Tour (LPRT), Longoria espera regresar a la cancha en el mes de agosto.

«Tuvimos dos torneos que se suspendieron el de Kansas y San Antonio, como tú sabes en Estados Unidos, es uno de países que ha pegado bastante fuerte la pandemia y por seguridad se pospusieron, pero sí todo salen bien nosotros iniciamos temporada la segunda semana de agosto y arrancamos con el Torneo de Kansas», comento la número del mundo.

Por el momento se ejercita en casa y disfruta a su familia ante la época del coronavirus, Paola Longoria también habló que continúa trabajando a doble sesión en casa y recordó un momento complicado en su carrera, en el cual dejó de disfrutar el juego, cuando ligó una racha de 152 juegos sin perder.

“Estoy en uno de los mejores momentos de mi carrera deportiva, (pero) me tocó vivir con la presión de un invicto que duró tres años y ocho meses, dejé de disfrutarlo, era sólo un número, hoy lo disfruto tanto, me apasiona, es lo que más extraño (jugar)”, apuntó.

Además, recuerda que en sus inicios le faltó el apoyo y ya como la mejor del mundo muchas en el circuito estaban en contra de ella deportivamente, algo que le sirvió de motivación para destacar y ser la mejor del planeta.

“Se siente un gran orgullo y satisfacción, pero es un enorme reto y compromiso de seguir poniendo a México en lo más alto, es una presión estar en la cima del ranking, pero una motivación, trabajo con mi psicólogo deportivo Magaly Cerón, quien me ayuda en ese aspecto de verlo más como motivación”, añadió.

Finalmente, dijo que es un orgullo “gritarle al mundo que es mexicana la número uno”, algo que le costó mucho trabajo lograr, agradecida con lo que le ha tocado vivir y todavía con los nervios de no saber qué pasará cuando pisa una cancha.

Comentarios

comentarios