La química en el amor

0
2014

La dopamina es la sustancia química responsable del enamoramiento, detalla la Agencia Dicyt, un proceso transitorio, conductual y neuroquímico condicionado a una duración de tres años, esto debido a la disminución gradual de dopamina, proceso durante el cual el cerebro desensibiliza las emociones, afirma el doctor en neurofisiología Eduardo Calixto González.

En el Departamento de Neurobiología del Instituto Nacional de Psiquiatría Ramón de la Fuente Muñiz (INPRFM), el neurofisiólogo estudia desde hace diez años los cambios en neurotransmisores involucrados en los procesos conductuales. Dentro de una de sus líneas de investigación se encuentra el inicio, proyección y mantenimiento de las conductas del ser humano implicadas en algunas adicciones, entre ellas los procesos conductuales relacionados con el enamoramiento.

La dopamina es la sustancia química responsable del enamoramiento. (Foto: clubtacones.cl)
La dopamina es la sustancia química responsable del enamoramiento. (Foto: clubtacones.cl)

Según afirma el especialista, el enamoramiento es una liberación masiva de dopamina en el núcleo accumbens, que involucra una disminución de la activación en la corteza prefrontal relacionada con el razonamiento, es por ello que durante este proceso se borran los aspectos negativos de la persona que nos gusta. «Después de tres años el cerebro se adapta a la persona y se enamora, es decir, acepta sus defectos y busca mantenerla cerca, o bien, elige buscar a otro individuo que le ayude a liberar dopamina”.

El amor en las mujeres se da a través del sentido del olfato. “Cuando una mujer huele a un hombre, le puede resultar atractivo, porque puede decir que los genes del individuo no son iguales a los suyos, es por eso que aun teniendo a un hermano o pariente físicamente atractivo se da el rechazo de consanguinidad. En todos estos procesos hombres y mujeres nos enamoramos de diferentes formas”, detalla el especialista.

A diferencia de las mujeres quienes realizan evaluaciones biológicas, psicológicas y sociales para escoger pareja, los varones valoran a través del contacto visual.

“Al cerebro humano le encanta la simetría facial. A nivel biológico el varón procura detectar a mujeres jóvenes con senos grandes y caderas anchas, que otorgan ácidos grasos que ayudan a la formación del cerebro, y tiene la probabilidad de generar hijos más inteligentes. Los hombres evalúan en cuestión de ocho segundos a 12 minutos el proceso, que puede cambiar de acuerdo con los aspectos culturales. Valoran según el proceso visual dopaminérgico”, afirmó el especialista.

 

Comentarios

comentarios