Aspiracionista

0
295

No cabe duda que las cosas que hace o dice el presidente de la república son oídas, seguidas y comentadas por los públicos, especialmente en redes sociales. El viernes pasado se refirió quienes no habrían votado por su partido como aspiracionistas, que buscan triunfar a toda costa y salir adelante. Esto propició que se dejaran venir los comentarios y críticas a sus palabras y que estas además, lo contradecían. Es decir, que el mandatario mexicano en sí mismo buscó en tres ocasiones la primera magistratura hasta lograrla lo que lo convierte en un aspiracionista. 

El presidente es pues un hablantín. Así como desde que asumió el cargo de jefe del Ejecutivo federal ha insistido en que en la población se hallan los que están con él y los opositores, a los que identifica como conservadores, también se ha empeñado en culpar de la situación del país a administraciones pasadas. Ahora de que no se votó por su partido como hubiera querido a causa de la clase media.

El presidente puede expresarse porque de verdad piensa lo que dice, pero también por molestar y la diferencia radica en quienes se sienten ofendidos y los que deciden ignorarlo. 

Escucha la opinión de Patricia Maldonado. ¡Dale play!

Comentarios

comentarios