La nueva normalidad

0
237

A todos los que tienen que llevar a cabo trámites en empresas privadas o en gobierno más vale que se acostumbren a consultar las páginas en internet de los establecimientos o dependencias a las que desean acudir porque la mayoría de las peticiones se atienden en línea o con cita previa programada desde la red. 

La pandemia del COVID-19 ha hecho que se mantengan los protocolos de evitar la reunión o  conglomeración de personas, como estábamos acostumbrados. Y a la par, las filas en la calle se han vuelto una realidad para poder entrar a los lugares que necesitamos.

Como ejemplo se halla Telmex que ofrece su servicio de 8 a 2 pero hay que permanecer en la fila, del tamaño que sea, si se quiere de la atención de un ejecutivo. Por su lado, la Secretaría de Movilidad también tiene formados a sus visitantes a través de vallas de aluminio y solo entran los de cita. 

Las cosas han cambiado y muy probablemente permanezcan así o se queden con el fin de evitar contagios. La desventaja es para quienes están desacostumbrados o ignoran el uso de internet mientras que para aquellos que conocen el funcionamiento de la red lo ideal sería completar los trámites en línea; esto es, que los servicios de Telmex se puedan gestionar en internet y que la Secretaría de Movilidad envíe las licencias o permisos autorizados por mensajería.

Escucha el comentario de Patricia Maldonado. ¡Dale play!

Comentarios

comentarios