Llama Julieta Villalpando a involucrarse en uso responsable de internet

0
67

Los padres de familia, maestros y las instituciones tienen que caminar en un solo sentido respecto a la responsabilidad en el uso del internet y la protección de datos personales, subrayó la diputada Julieta Villalpando Riquelme, coordinadora del Grupo Parlamentario del PES en la 60 Legislatura, al participar con expertos en la materia en el foro La Era Digital y Cibernética en la Transparencia y Acceso a la Información.

es trascendental que la cultura de protección de datos personales (como los videos o imágenes íntimas) se fortalezca desde los núcleos familiar, escolar y laboral, para que se entienda que estas prácticas pueden dañar la reputación de por vida y que cada interacción con esos contenidos es replicar la violencia de género (Foto: especial).

En el evento, organizado por las bancadas del PES y el PT en el Instituto de Estudios Legislativos, Julieta Villalpando dijo que se necesita que la sociedad se involucre en estos dos asuntos.

En presencia de su compañera María de Lourdes Garay Casillas, la legisladora consideró que hay mucho por hacer en materia de transparencia y acceso a la información, para lo que se necesitará un trabajo multidisciplinario que involucre a especialistas y se consolide en leyes acordes con la realidad.

Criticó el uso que dan a los datos personales las grandes compañías a través de aplicaciones; la adhesión pendiente de México al Convenio 108+ (acuerdo internacional que busca proteger a los individuos del tratamiento automatizado de sus datos de carácter personal), la vulnerabilidad de los menores de edad en el uso de internet y la limitación de la información desde el poder público. 

El primero de los especialistas en participar, Javier Martínez Cruz, comisionado del Instituto de Transparencia, Acceso a la Información Pública y Protección de Datos Personales del Estado de México y Municipios (Infoem), reconoció el que la Legislatura haya logrado que la entidad sea una de las 12 del país en tipificar y sancionar con prisión y multa el fenómeno conocido como pornovenganza; criticó el uso de datos personales por las empresas sin el consentimiento de los usuarios e instó a los ciudadanos a no facilitar de manera inmediata su información, y puntualizó que en México no se dimensiona el robo de identidad, aun cuando ocupa el primer lugar en América Latina por este delito. 

También puntualizó que debe mejorarse la regulación sobre el derecho al olvido (para desaparecer de internet datos personales) cuando las personas sufren vulneración de su imagen y sobre la pederastia en internet; dijo que México debe unirse al Convenio 108+ para tener un flujo transfronterizo seguro de información, y llamó al Congreso a explorar la incorporación en la ley de los derechos digitales, para ser la primera entidad en hacerlo.

Olivia Andrea Mendoza Enríquez, del Centro de Investigación e Innovación en Tecnologías de la Información y Comunicación,  pidió a las diputadas avanzar en materia de legislación de datos personales sin frenar la innovación, y resaltó la importancia de incluir los derechos digitales en la ley. 

Habló sobre libertad de expresión y de la necesidad de establecer límites a las corporaciones para revisar contenidos de los usuarios en redes sociales; cuestionó quién tiene acceso a la información guardada en internet y qué uso le da, y consideró que la resistencia a la adhesión de México al Convenio 108+ es por el desconocimiento de actores políticos y jurídicos de lo que implica para la protección de datos personales. 

En su participación, Rodolfo Romero Flores, coordinador del Centro de Cómputo de la Facultad de Derecho de la FES Acatlán de la UNAM, dijo que la pornovenganza debe analizarse no solo teniendo a los jóvenes como sujetos involucrados, sino a los adultos que intercambian imágenes y videos íntimos con sus parejas, los que pueden ser usados después para vulnerar su imagen en internet; agregó que 73% de las mujeres que usan la red han sido acosadas (según la Unesco) y refirió casos internacionales y nacionales en los que las víctimas han impulsado cambios legales para implementar sanciones.

De lo anterior, agregó que es trascendental que la cultura de protección de datos personales (como los videos o imágenes íntimas) se fortalezca desde los núcleos familiar, escolar y laboral, para que se entienda que estas prácticas pueden dañar la reputación de por vida y que cada interacción con esos contenidos es replicar la violencia de género; llamó a las legisladoras a impulsar la homologación de los tipos penales para castigar la pornovenganza, ya que en cada entidad son diferentes. 

Al finalizar el evento, Jorge Carrera Marino, especialista en tecnología forense, dijo que compartirá con las legisladoras una propuesta conocida como ‘blockchange’ que busca proteger la información pública para que empresas ni gobiernos puedan modificarla a conveniencia para evitar ser sancionados por su contenido, como ocurre regularmente en los ayuntamientos que borran toda la información cuando hay cambios de administración. 

Comentarios

comentarios