Aborto, ¿sí o no? Edomex se polariza

0
533

La nueva conformación política del país y del Estado de México, con mayoría del partido de Morena en las legislaturas federal y local, ha sido el argumento para que organizaciones civiles, activistas “pro vida”, grupos feministas, instituciones públicas, organismos no gubernamentales, asociaciones religiosas y los propios partidos políticos hayan revivido la polémica en torno a la legalización del aborto.

Pros y contras, de extremo a extremo en un terreno que pareciera favorable para la despenalización de los legrados porque el hoy partido hegemónico se ha asumido como liberal, esto por encima de la postura en contra de sus propios aliados, como el Partido Encuentro Social, que no está a favor de la  interrupción legal del embarazo. PAN y PRD que en la última elección fueron aliados también disienten; el primero tajantemente dice NO y el segundo SÍ. PRI, ya disminuido, no se ha querido meter en problemas, sigue en mutis ante este complejo asunto.

Hace un mes la Red por los Derechos Sexuales y Reproductivos presentó ante el Congreso mexiquense la iniciativa para que el gobierno provea un marco jurídico que despenalice la interrupción del embarazo no deseado. De inmediato grupos Pro-Vida respondieron de la misma forma, acudiendo al Congreso local para interponer una contra iniciativa que evite los legrados y considere el derecho a la vida desde la concepción. 

Este fin de semana la iglesia católica movilizó a su feligresía en las ciudades más importantes del país, entre ellas Toluca, para manifestar su resistencia a la sola posibilidad de hablar del aborto. La Comisión de Derechos Humanos del Estado de México (CODHEM) ha propuesto impulsar una amplia discusión sobre el derecho a la interrupción voluntaria del embarazo. 

Contexto legal del Edomex

En el Capítulo V del Código Penal del Estado de México relativo al aborto, se estable en el Artículo 248 que “Al que provoque la muerte del producto de la concepción en cualquier momento del embarazo intrauterino, se le impondrá: I. De tres a ocho años de prisión y de cincuenta a cuatrocientos días multa, si se obra sin consentimiento de la mujer embarazada; II. De uno a cinco años de prisión y de treinta a doscientos días multa, si se obra con el consentimiento de la mujer; y III. De tres a ocho años de prisión y de cincuenta a trescientos días multa si se emplea violencia física o moral”

No obstante en el Artículo 251 la ley mexiquense indica que “No es punible la muerte dada al producto de la concepción: I. Cuando aquélla sea resultado de una acción culposa de la mujer embarazada; II. Cuando el embarazo sea resultado de un delito de violación; III. Cuando de no provocarse el aborto, la mujer embarazada corra peligro de muerte a juicio del médico que la asista, oyendo éste el dictamen de otro médico, siempre que esto fuere posible y no sea peligrosa la demora; y IV. Cuando a juicio de dos médicos exista prueba suficiente para diagnosticar que el producto sufre alteraciones genéticas o congénitas que puedan dar por resultado el nacimiento de un ser con trastornos físicos o mentales graves, siempre y cuando se cuente con el consentimiento de la madre”. 

Marea verde contra Ola Celeste

La Red de Jóvenes por los Derechos Sexuales y Reproductivos del Estado de México (Foto: Especial).

Tan pronto se instalaron las legislaturas federal y local, en septiembre pasado, la Red de Jóvenes por los Derechos Sexuales y Reproductivos, reactivaron el tema en el Estado de México bajo el emblema: #QueSeaLey, en alusión a que la interrupción del embarazo tiene que ser despenalizada. Así inició la llamada “Marea Verde”. 

Esperanza Arias Velázquez, dirigente de la asociación de activistas en pro del aborto dijo que la finalidad es que las mujeres decidan sobre si aceptan o no asumir la maternidad, muchas veces forzada por violación u obligada por cánones familiares y falta de información sexual. Además se evitaría que decenas de mujeres mueran o contraigan enfermedades por la mala aplicación de un legrado clandestino.

La Red por los Derechos Sexuales y Reproductivos se comprometió a incentivar la información sobre educación sexual y promover el uso de anticonceptivos para arribar a la despenalización del aborto que –catalogó- “ya es una urgencia social” en el Estado de México.

La #MareaVerde se volvió un movimiento nacional para pedir a los legisladores federales y locales, una mayor apertura para permitir esta práctica, pues si bien ya es posible abortar en la Ciudad de México, aún se hace con diferentes restricciones y se castiga con cárcel en caso de ser por decisión propia, es decir, solo se puede abortar en caso de haber sido víctima de violación o correr peligro de muerte. 

Durante las multitudinarias manifestaciones, los asistentes portaron un pañuelo verde, mismo que es símbolo de la lucha y movimiento en favor de dejar de verse criminalizadas por decidir sobre su propio cuerpo.

La respuesta vino de inmediato. Con el objetivo de dar a conocer sus posturas frente a la las iniciativas presentadas a nivel federal con las que se pretende despenalizar el aborto, en su mayoría por legisladores de MORENA, el pasado 20 de octubre se organizaron diferentes marchas a nivel nacional por parte de organizaciones “pro vida”, en su mayoría religiosas.

Organizaciones civiles adheridas al Frente Nacional por la Familia respondió de manera inmediata
a la misiva que pretende despenalizar el aborto (Foto: Especial).

Las movilizaciones se dieron simultáneamente en al menos 100 ciudades de la república mexicana, entre ellas Toluca, donde varias organizaciones civiles, agrupadas por el Frente Nacional por la Familia, quien encabezó dichas marchas y fijó la mayoría de las posturas respecto a las legislaciones por parte de MORENA, marcharon en contra del aborto.

Según un conteo de datos hemerográficos, los manifestantes agrupados bajo el hashtag #OlaCeleste, pudieron llegar a ser cerca de un millón en las diferentes ciudades por las que marcharon.

Entre consignas como: “vida sí, aborto no”, “México valiente defiende al inocente”, “mi mamá dijo que sí, por eso estoy aquí”; fue que los manifestantes tomaron varias de las ciudades y capitales más importantes del país, acompañados de pancartas con diferentes leyendas en las que increparon a los legisladores en favor de lo que ellos llaman “una cultura de muerte”.

La iniciativa federal

La iniciativa fue presentada en el senado por parte de la senadora de Senadora María Leonor Noyola Cervantes (PRD), respaldada por 12 Senadores más, entre los cuales están Napoleón Gómez Urrutia (MORENA), Xóchitl Gálvez (PAN), Patricia Mercado y Dante Delgado (MC) y Olga Sánchez Cordero (MORENA), propone adicionar tres párrafos al artículo 1° de la Constitución, en los cuales se garantizarían acceso a la eutanasia y al aborto hasta con 12 semanas de gestación».

Iglesia, rotundo “no”

Ante la posibilidad de que se pudiera despenalizar el aborto en el Estado de México, la iglesia católica sigue y seguirá defendiendo el derecho a la vida, pues argumenta el Quinto Mandamiento dice que: “No mataras” y hay mujeres que están yendo en contra de dicho ordenamiento religioso, por lo que una vez que sea aprobado el aborto, habrá una ley que dé permiso de matar, afirma la jerarquía Católica.

Monseñor Guillermo Fernández Orozco, vicario de la diócesis de Toluca refirió que desde el momento de la concepción existe vida en el vientre de la madre y esa personita, tiene el mismo derecho a vivir que el que está completamente formado o de aquel que ya nació.

Asimismo, dijo que desde el punto de vista moderno, no se puede justificar el aborto incluso aunque sea una violación, ya que una injusticia no se puede solucionar con otra injusticia. “Existen organismos que canalizan a las mujeres que han sido víctimas para que una vez nacido el bebé, lo den en adopción sino desean quedarse con él”.

Como iglesia, indicó monseñor Fernández Orozco, apelamos al respeto a la vida, pues es muy cierto que un pueblo que mata a sus nuevas generaciones, es un pueblo que está condenado al fracaso.

El vicario de la diócesis de Toluca,  señaló que a los mexiquenses les hace falta mucha educación para asumir las consecuencias de sus actos, pero hay tantos permisivismos y en muchas ocasiones hay autoridades que lo permiten y llevan a este tipo de situaciones.

Secretaría de Salud

La postura institucional es moderada, fría y calculadora. El Secretario de Salud del Estado de México, Gabriel O’shea Cuevas refirió que el tema del aborto es polémico, porque por un lado están las perspectivas éticas, religiosas, culturales y sociales, las cuales, defienden el derecho a la vida y por el otro, está el derecho de las mujeres para decidir qué hacer con su cuerpo y con su sexualidad.

Gabriel O’Shea (Foto: Especial).

“Son dos temas que se contraponen, pero actualmente la interrupción del embarazo antes de la semana 12 de gestación, sólo se le lleva a cabo en la Ciudad de México, ya que es el único estado de la República que permite el aborto”.

Mientras que en el Estado de México el aborto se considera legal por algunas razones, por ejemplo cuando el embarazo ha sido producto de una conducta imprudente o culposa de la mujer, cuando el embarazo es producto de una violación, cuando la mujer corre peligro de muerte, siempre y cuando así lo determinen los médicos, en caso de que el feto presente graves alteraciones congénitas, solamente ahí se permite la interrupción del embarazo.

Pero para que nos demos una idea, desde el inicio del aborto en la Ciudad de México, aproximadamente hace 11 años, se han practicado alrededor de 195 mil abortos, de los cuales, 44 mil han sido pacientes mexiquenses.

Donde la mayoría son jóvenes, de entre 17 y 23 años, del cual el 55 por ciento son solteras, el 30 por ciento viven en unión libre; y el tema del embarazo adolescente va de la mano con dichas cifras.

Especialistas a favor del aborto

Sin embargo y pese a las tantas declaraciones al rededor del despenalizar el aborto en la entidad mexiquense, el especialista en equidad de género y docente de la Universidad Autónoma del Estado de México, Damián Hernández, precisó estar de acuerdo con que exista una ley que proteja a las mujeres y les dé permiso de decidir sobre su cuerpo.

Se deben dejar de lado las cuestiones religiosas e ideológicas y pensar más en la salud de las mujeres, pues al existir una ley se evitarán más muertes por particas mal hechas, debido a los abortos clandestinos.

Es un tema de salud pública, aquí no se trata de condenar o justificar la práctica del aborto, sino ayudarle a las mujeres que lo hagan en condiciones dignas donde su vida no corra peligro.

Así que lo que hace falta en la entidad mexiquense, dijo, es cultura, es cambiar la mentalidad de las personas y pensar más en reducir la mortandad de mujeres que deciden terminar con el embarazo no deseado, y más en adolescentes.

Empresarios prefieren guardar distancia

El sector empresarial por su parte considera que lo que se debe reforzar es la educación sexual, principalmente en el hogar ya que si se enseñara la importancia de la vida y que las decisiones traen consecuencias habría más conciencia no para el aborto, sino para la concepción.

Sin embargo, también se dijeron a favor de que la mujer decida y si no quiere tener un hijo pueda interrumpir el embarazo dentro del tiempo establecido.

“Es mejor no obligarlas a tener un bebé cuando no lo quieren porque al paso del tiempo son ellos los que sufren y parecen el resentimiento y enojo de las madres que los golpean, maltratan, violentan. Mejor interrumpir el embarazo para evitar todo eso”, consideró Silvia Cahue, presidenta de Asociación Mexicana de Mujeres Jefas de Empresas en Toluca.

Codhem pide amplia discusión

Al respecto, el ombudsman mexiquense, Jorge Olvera García, dio a conocer que la Comisión de Derechos Humanos del Estado de México (Codhem), busca ampliar la discusión sobre el derecho de las mujeres para interrumpir de forma voluntaria el embarazo.

Ya que consideró como “dramática” la incidencia de mujeres adolescentes y adultas que pierden la vida por llevar a cabo una práctica clandestina del aborto, sumado a la desigualdad social que enfrentan en diferentes partes del país, misma que abre la brecha entre la posibilidad de tener un aborto en condiciones óptimas y la muerte.

Agregó que ninguna mujer debería de verse en la necesidad de abortar, sin embargo, es una necesidad que debe enfrentar, por lo que no solo hay que pensar en el tema del aborto, sino en el fortalecimiento de la educación sexual y salud reproductiva desde jóvenes.

Por lo que urgió a los legisladores mexiquenses a poner el tema sobre la mesa, para dar una resolución a dicho tema que, según cifras de la Organización de las Naciones Unidas, ya se admite en al menos 180 países a nivel mundial.

Mayoría dispuesta al análisis

Ante la discusión adelantada entre sectores sociales, la 60 Legislatura local se dice abierta a analizar y discutir la despenalización del aborto, iniciativa que ha sido presentada en otros años y solo se ha quedado en la congeladora legislativa del Estado de México. 

Conforme pasan los días crecen las posturas a favor y en contra de la legalización del aborto en el estado de México (Foto: Especial).

El presidente de la Junta de Coordinación Política (Jucopo), Maurilio Hernández González aseguró que serán respetuosos de los tiempos, aunque no existe prisa para legislar en la materia. El también coordinador del grupo parlamentario de Morena, dijo que entiende que el tema es delicado y si bien no tienen una postura parcial, reconocen el derecho de la mujer para decidir sobre su cuerpo. 

Garantizó que cuando la reforma sea discutida, buscarán que no se criminalicé al sector femenino a quien se le dotará de condiciones de salud y un marco legal. 

“Tenemos que ser respetuosos del derecho a decidir por parte de este caso de las mujeres, es una decisión unívoca que nos parece hay que ser respetuosos.

Pero si hay que generar las mejores condiciones de salud, las condiciones legales a efecto de que para este tipo de cosas no se criminalicen“, declaró.

PRD en avanzada

Por su parte, el Partido de la Revolución Democrática (PRD) que ha presentado en otros años la iniciativa, destacó que es importante que las mujeres accedan a los servicios del aborto no únicamente es casos de ser víctimas de un delito sexual.

El coordinador del reducido partidi del sol azteca en la soberanía mexiquense, Omar Ortega Álvarez, coincidió en que el sector femenino debe decidir sobre su cuerpo y éste es un derecho humano de cuarta generación. Aspira a que el proyecto sea presentado de manera unánime por el Congreso Local en este mismo año, aunque recordó que su instituto político ha sido impulsor de dichas causas sociales en el país.

“Hacer la agenda legislativa y ojalá que pueda pasar como propuesta de la Cámara de Diputados el tema del aborto que sería una propuesta de nosotros (PRD) presentarla este año y ojalá que pueda salir en este mismo periodo”, concluyó.

Tanto Hernández González y Ortega Álvarez se dijeron respetuosos de la libertad de expresión en referencia a los grupos conservadores que se expresan en contra del aborto, aunque indicaron no se dejarán presionar y todas las voces serán escuchadas, aunque principalmente la de las mujeres.

PAN mantiene su postura de “respeto a la vida”

Como parte de su posicionamiento como presidente del PAN, Marcelo Torres reivindicó la identidad próvida de ese partido de derecha y refrendó que el derecho a vivir es el primero de todo ser humano y la condición indispensable para poder ejercer cualquier otro derecho.

“Hoy sabemos, gracias a los avances en el mundo de la ciencia médica, que el no nacido es un ser humano en desarrollo, distinto genéticamente de su padre y de su madre, como también lo es un niño de un año, un adolescente de 13 o un joven de 20 años. Por lo tanto, merece vivir y merece toda la protección jurídica del Estado”.

Reiteró que ese partido defiende la vida y la libertad de la mujer y la del no nacido para que ambos puedan tener una vida digna, con oportunidades para alcanzar su pleno desarrollo.

Dijo se deben crear condiciones para que las mujeres nunca se vean abocadas a tomar la dramática decisión del aborto. “Tenemos que pensar en ellas, tenemos que darles opciones y alternativas de todo tipo: familiares, laborales, de salud. Y nos parece que meter a la cárcel a las que recurren a esta dramática opción, en nada soluciona el problema”.

La difícil solución en puerta

En el Estado de México la discusión sobre el aborto ha despuntado y avanza sobre terrenos no muy propicios para el acuerdo, lo escabroso del análisis implica un riesgo de mayor polarización de la ciudadanía ante este tipo de disyuntivas.

Lo cierto es que con el próximo gobierno federal en sus manos, con varios gobernadores emanados de sus filas, con la mayoría abrumadora en el Congreso de la Unión y con el control de casi todas las legislaturas locales del país, Movimiento de Regeneración Nacional se enfrenta a las exigencias de minorías y mayorías, a las que debe dar respuesta por igual. 

Legalizar la interrupción del embarazo o proteger la vida desde su concepción es el dilema. ¿Aborto, sí o no?, la difícil solución en manos de los legisladores.

Te podría interesar: Crearán defensoría por los derechos de las mujeres.

Comentarios

comentarios