De suma importancia detectar oportunamente dolor músculo esquelético en niños

0
245

Los huesos, músculos, tendones, ligamentos y articulaciones pueden producir dolor; junto con el dolor de cabeza y abdominal, es la causa más frecuente de dolor en pediatría y motivo de atención médica.

(Foto: IntraMed.)

El doctor Carlos Arturo Villalobos Campuzano ortopedista pediatra, adscrito al Hospital General Regional No. 220 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) Delegación Estado de México Poniente, explicó que alrededor del 15 por ciento de los niños presentan dolor musculo esquelético, 30 por ciento es motivo de consulta. Este tipo de dolor puede ser causado por procesos ortopédicos y traumáticos agudos que requieren de atención médica inmediata.

En primer lugar se debe investigar la historia familiar, tiempo de evolución del dolor y presencia de antecedentes traumáticos así como determinar si es continuo o intermitente, duración del dolor y si el paciente ha sido evaluado previamente.

Una de las principales causas de este dolor son los traumatismos, responsables del 40 por ciento de las consultas, en una tercera parte de los menores de entre seis y 14 años pueden presentarlo a consecuencia de contusiones o fracturas.

Para dar un diagnóstico certero, debe localizarse el dolor, determinar si existe al palpar en alguna parte del cuerpo, si hay dolor al moverse, valorar la estabilidad articular y saber si existe presencia de líquido articular, tomando unas radiografías para evaluar las causas, indicó el especialista.

Otra causa de este padecimiento es lo que conocemos como dolor de crecimiento, del cual se desconoce la causa sin embargo afecta entre el 10 y 20 por ciento de los niños entre 10 y 13 años de edad, siendo igual en niños y niñas.

Se caracteriza por dolor vespertino o nocturno en espinillas, atrás de las rodillas o los muslos con una duración de diez a 30 minutos. Este tipo de dolor suele ser intermitente puede haber días con dolor y otros sin dolor e incluso semanas.

El dolor de crecimiento suele disminuir con la aplicación de calor, masaje o ambos y desaparece con la edad, este se diagnostica una vez descartadas otras causas de dolor.

El doctor Villalobos Campuzano concluyó que el dolor musculo esquelético puede tener múltiples orígenes asimismo destacó que cuando se trate de menores de tres años es necesario descartar algún tipo de infección, inflamación o alteración funcional que derive en mayores complicaciones.

Comentarios

comentarios